Enero, Prudencia (II)

Dentro de la iniciativa de Proyecto Hombre Alicante, #12meses12valores, continuamos en este mes de enero con la PRUDENCIA, un valor que entendemos primordial para desarrollar el ‘pensamiento crítico’. Observar, valorar y actuar son acciones fundamentales para ambas actitudes positivas y constructivas, básicas en el desarrollo óptimo del ser humano.

El desarrollo del pensamiento crítico en la educación

¿Se puede enseñar el ‘pensamiento crítico’? / ¿Se puede educar en el ‘pensamiento crítico’?

“Hay una gran diferencia entre conocer el camino y andar el camino” – (Morpheo a Neo – Película Matrix – 1999)

En este artículo y contestando a la primera pregunta en si se puede o no, enseñar el pensamiento crítico, quizás con algunos matices, la respuesta viene a ser que NO.

Sin ser paradigmáticos:

  • ¿Cómo se puede enseñar poniendo en ‘valor de juicio’ el sistema y a quién o quienes te lo están transmitiendo?
  • ¿Cómo se puede incentivar y transmitir, que la duda razonable, la prudencia de valoración y el pensamiento crítico es ‘sano’ incluso en contra de quién te está trasmitiendo esa misma idea?

Pero, se puede educar en el pensamiento crítico.  De aquí la idea de ´”la diferencia entre conocer el camino y andar el camino”.

  • Es de hombres y mujeres valientes, pero:
    • Sí, se puede ser capaz de enseñar mediante el conocimiento ‘discursivo’
    • Sí, se puede acompañar a la persona para que pueda ser capaz de: parar, contrastar, valorar, cuestionar, cuestionarse, cambiar, probar y volver a empezar.

Siguiendo con este argumentario, nos gustaría recopilar el texto basado en: ‘la revisión técnica’ de Ever Arrieta (Filósofo, historiador y traductor) del Mito de la Caverna de Platón:

El mito de la caverna de Platón es una alegoría sobre la realidad de nuestro conocimiento. Platón crea el mito de la caverna para mostrar en sentido figurativo que nos encontramos encadenados/as dentro de una caverna, desde que nacemos, y cómo las sombras que vemos reflejadas en la pared componen aquello que consideramos real.

Platón (428 a. de C.-347 a. de C.) también usa esta alegoría para explicar cómo es para el-la filósofa-a y maestro-a, guiar a las personas al conocimiento (educación), intentando liberarlas de las ataduras de la realidad de la caverna. Según este filósofo, la gente llega a sentirse cómoda en su ignorancia y puede oponerse, incluso violentamente, a quienes intentan ayudarles a cambiar.

Es un diálogo en el que se pide imaginar a un grupo de prisioneros-as que se encuentran encadenados-as desde su infancia detrás de un muro, dentro de una caverna. Allí, un fuego ilumina al otro lado del muro, y los-as prisioneros-as ven las sombras proyectadas por objetos que se encuentran sobre este muro, los cuales son manipulados por otras personas que pasan por detrás. Las personas prisioneras creen que aquello que observan es el mundo real, sin darse cuenta de que son solo las apariencias de las sombras de esos objetos.

Más adelante, una de las personas prisioneras consigue liberarse de sus cadenas y comienza a ascender. Ésta observa la luz del fuego más allá del muro, cuyo resplandor le ciega y casi le hace volver a la oscuridad. Poco a poco, la persona liberada se acostumbra a la luz del fuego y, con cierta dificultad, decide avanzar. Finalmente, la persona observa las estrellas, la luna y el sol. La persona aquí, razona de forma tal que concibe a ese mundo exterior (mundo de las ideas), como un mundo superior. Y, entonces, regresa para compartir esto con las demás personas prisioneras en la caverna, ya que siente que debe ayudarles a ascender al mundo real. Cuando regresa a la caverna a por las otras personas prisioneras, no puede ver bien, porque se ha acostumbrado a la luz exterior. Las personas prisioneras piensan que el viaje le ha dañado y no desean acompañarle fuera. Platón, afirma que estas personas prisioneras harían lo posible por evitar dicha travesía, llegando a matar incluso a quien se atreviera a intentar liberarlas.

Matrix es el mundo que ha sido puesto ante tus ojos para ocultarte la verdad – (Morpheo a Neo – Película Matrix – 1999)

La teoría de las ideas de Platón se basa en dos conceptos contrapuestos:

  1. El mundo sensible, cuya experiencia se vive mediante los sentidos. Son múltiples, corruptibles y mutables.
    1. Por este lado, el conocimiento del mundo sensible, basado en la opinión, y que está compuesto por la conjetura y la creencia.
“¿Sabes?, sé que este filete no existe, sé que cuando me lo meto en la boca, Matrix le dice a mi cerebro que es jugoso y apetitoso. Después de nueve años, ¿sabes de lo que me doy cuenta? Bendita ignorancia “– (Cipher al Agente Smith en la Película Matrix – 1999)
  • El mundo inteligible o el mundo de las ideas, cuya experiencia es cosechada mediante el conocimiento, la realidad y el sentido de la vida. Siendo únicas, eternas e inmutables.
    • Por este otro lado, el conocimiento del mundo de las ideas, compuesto por el conocimiento intelectual y el conocimiento discursivo.

Críticas y Cuestiones:

  • ¿Por qué debe de ser el-la filosofo/a, maestro/ quién te libere?
    • Y si es esta persona la que está realmente prisionera y en la caverna, ¿cómo lo distinguirías?
    • ¿Por qué la figura de la persona  filósofa, maestra y no otra?
    • ¿Por qué no puede ser una “liberación” que empiece desde uno-a mismo-a?
  • ¿Bendita Ignorancia?
“No te dije que fuera fácil, Neo, te dije que sería la verdad” – (Morpheo a Neo – Película Matrix – 1999)
  • ¿Por qué hay que liberar y sacar a las personas prisioneras de la caverna?
    • Tu verdad, Mi verdad, Su Verdad… Esto es lo verdaderamente importante CONOCER PARA PODER ELEGIR:
      • Yo sé y conozco y elijo estar en la caverna, ¿no es loable?.
      • Yo sé y conozco y elijo salir de la caverna y cuestionar, cuestionarme, cuestionarte, ¿no es igualmente loable?.

A modo de conclusión, queremos poner en valor lo amenazante  que resulta  la prudencia y el pensamiento crítico ante uno mismo-a, ante los demás y ante el sistema.

Y nos referimos a la dificultad de poner en cuestión cualquier pensamiento establecido, cuestionar y querer pensar ante una mayoría, ante estamentos, doctrinas o ideas ya establecidas.

Lo fácil es:

  • Acomodarse.
  • Dar como verdad lo opinable.
  • Del poco hacerlo un todo e informarlo como verdad.
  • Pensar y actuar como la mayoría.
  • ‘Encasillar’ y ‘Encasillarse’.
  • No poder polarizar el pensamiento, sin poder viajar entre una y otra postura y posturas sin que estás, aparentemente contradictorias (o así nos hemos creído o nos han hecho creer), puedan albergarse en una misma persona y en un mismo pensamiento.

“Los poderes establecidos, desde que la historia  es historia; sociales, estatales, políticos, científicos, religiosos, educativos, familiares… saben de la dificultad de las personas al cambio y su cuestionamiento al menos… por lo que, hagan lo que hagan se aseguran su permanencia en el poder… hasta que las PERSONAS PIENSAN”. (Grafitti en un muro)

  1. No trackbacks yet.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: